Niños pequeños

Desarrollo y aprendizaje creativo para niños pequeños: qué esperar

Desarrollo y aprendizaje creativo para niños pequeños: qué esperar

Juego creativo: por qué es importante para el aprendizaje y el desarrollo de los niños pequeños

El drama, la música, la danza y las artes visuales fomentan la creatividad y la imaginación en los niños pequeños. Estas actividades también ayudan a los niños pequeños a desarrollar sus sentidos a través de la exploración y el descubrimiento. Permiten que los niños pequeños expresen cómo ven el mundo y su lugar en él.

Los niños pequeños pueden usar el juego creativo para comunicar sus sentimientos. Es posible que no siempre puedan decir por qué se sienten enojados, deprimidos, felices o asustados. Pero en un ambiente alentador, podrían usar actividades y experiencias para expresar estos sentimientos usando pintura, color, movimiento, mimo, gestos dramáticos, canto o baile.

El juego creativo permite a los niños pequeños probar diferentes ideas y formas de hacer las cosas. El proceso de hacer la actividad es la parte más importante, no el resultado final.

Nuestras ideas para el aprendizaje y el desarrollo creativo de los niños pequeños pueden ayudarlo a comenzar actividades divertidas y creativas con su hijo.

Aprendizaje y desarrollo a través del drama.

El juego dramático para niños pequeños consiste en copiar lo que han visto hacer a otros. Por ejemplo, su niño puede hablar con una cuchara como si fuera un teléfono móvil. O podría recoger artículos en un cubo como si estuviera en el supermercado. Este tipo de juego dramático desarrolla imaginación.

A su hijo probablemente le encanta preguntar "¿Por qué?" Obra dramática ayuda a su niño a encontrar respuestas para el mismo. Puede ayudarlo a encontrar respuestas creativas e imaginativas a preguntas y problemas. Por ejemplo, si su hijo finge conducir un automóvil, necesita imaginar a dónde va, quién más está en el automóvil y si está en una luz roja o verde.

Aprendizaje y desarrollo a través del arte visual y la artesanía.

A los niños pequeños les encantan las actividades como pintar con los dedos, pegar, colorear, doblar o rasgar papel y hacer esculturas con plastilina. Estas actividades pueden ser un poco desordenadas, pero son buenas para ayudar a su hijo:

  • acostumbrarse a nuevas texturas, como húmedas, viscosas o pegajosas
  • aprenda cómo se mueven la pintura y el papel, y qué puede hacer ella con ellos
  • desarrollar todo tipo de habilidades motoras finas, como la capacidad de sostener lápices y usar tijeras
  • expresar sus pensamientos, experiencias o ideas.

Crear un producto terminado o perfecto no es importante. La clave es que su hijo explore sus impulsos creativos, se exprese y cree algo. Su niño todavía está aprendiendo sobre formas y líneas, por lo que su dibujo puede parecer espagueti para usted, pero para él, ¡es un árbol!

Aprendizaje y desarrollo a través de la música.

A los niños pequeños les gusta escuchar y observar. También les encanta involucrarse en la música y el juego de sonido. A menudo comienzan a cantar para sí mismos mientras participan en otras actividades de juego.

Las canciones y la reproducción de música son buenas formas de autoexpresión.

Cantar anima a su niño a usar palabras y le ayuda a desarrollar su memoria. Debido a que su memoria no está completamente desarrollada, puede recordar solo unas pocas palabras a la vez. Pero ella puede poner acciones en las palabras mientras las canta, y agregar las palabras que recuerda.

Los niños pequeños también disfrutan los instrumentos, especialmente los que pueden sacudir o golpear. Y a medida que su niño pequeño se acerca a los tres años, mejorará tocando el ritmo.

Aprendizaje y desarrollo a través de la danza.

Los niños pequeños a menudo comienzan a moverse y bailar sin que se lo pidas. A veces, incluso puede parecer que están en trance mientras bailan, pueden estar muy absortos en sí mismos.

De hecho, hay muchas cosas que pasan por la mente de su hijo mientras baila. Ella es explorando fantasías, pensamientos y sentimientos sobre música y su entorno.

El baile ayuda a tu hijo desarrollar habilidades motoras gruesas, así como coordinación mano-ojo.

El baile de su hijo puede implicar caminar, equilibrarse, saltar, galopar y saltar en respuesta a la música o las palabras cantadas. No importa si mantiene el tiempo con la música o si sigue los movimientos establecidos; experimentar sonidos y movimientos es lo más importante.